Las automotrices argentinas confían en el repunte del mercado interno y presentaron nuevo modelos

Viernes, 9 junio d 2017 a las 4:40 pm.

Nacionales

Las automotrices argentinas confían en el repunte del mercado interno y presentaron nuevo modelos

El encuentro bienal incluyó definiciones políticas, como las formuladas por el presidente de Fiat Chrysler Argentina (FCA), Cristiano Rattazzi, quien matizó los comentarios sobre la inversión de US$ 500 millones en la planta de Córdoba con alusiones a la necesidad de “bajar el déficit fiscal” para reducir la inflación, y eliminar “sobrecostos por precios de insumos no alineados con los externos y rigideces en convenios (laborales) muchas veces obsoletos”.

La renovación de estándares en la planta mediterránea “incluirá la incorporación de 160 robots que permitirán optimizar los procesos en el 90% de los 2.600 puntos de soldadura que tiene cada vehículo”, destacó Ratazzi.

Las presentaciones de prensa realizadas en la pre apertura del Salón incluyeron cerca de medio centenar de lanzamientos de productos por parte de la veintena de firmas presentes.

Además de las novedades tecnológicas específicas, como la creciente conectividad en los vehículos y la promesa de innovaciones de “standard mundial”, una de las líderes del mercado local, Toyota, se diferenció por su apuesta en materia de precios y garantías.

Concretamente, el CEO para América Latina de la marca japonesa, Steve Santangelo, anunció un fuerte abaratamiento para el Prius híbrido, que pasará a costar US$ 38.900, frente a los US$ 55.000 que cotizaba hasta ahora, con una garantía de 8 años o 160.000 kilómetros.

Toyota avanza inversiones por US$ 800 millones en su planta de Zárate, que le permitirán elevar su producción de 92.000 a 131.000 unidades; incorporar a 300 operarios; y convertirse en un hub exportador para 21 países de América Latina y el Caribe.

“Este año ya exportamos 33.000 vehículos, el 40% del total colocado por la industria local en el exterior”, resaltó el CEO de la firma en el país, Daniel Herrero.

Otros visitantes que resaltaron el potencial del mercado interno fueron: Carlos Zarlenga, presidente de General Motors Mercosur (con su nave insignia, el Camaro); y Lyle Watters, presidente de Ford para América del Sur, quien lanzó el Mondeo híbrido (propulsado a electricidad o a combustibles en forma indistinta), el primer auto de ese tipo ofertado por la marca.

De este última marca, el CEO local, Enrique Alemañy, recordó que la terminal está concluyendo una inversión de US$ 220 millones para modernizar su oferta.

En la franja de alta gama, o directamente de lujo (que en el país representa unos 10.000 vehículos anuales), al tandem Ferrari-Maseratti (del grupo FCA) se sumó la inglesa Lotus, que aspira a colocar unas 200 unidades de sus modelos que cuestan entre US$ 90.000 y US$ 240.000 dólares.

También se presentó el quinto grupo automotor de China, DFSK (accionista global, además, de Peugeot Citroën), que de la mano del grupo Socma comenzará a comercializar sus utilitarios a partir de septiembre.

Del país asiático se presentó asimismo Geely, de reciente desembarco en la Argentina y que exhibió productos respaldados tecnológicamente en su fusión con la sueca Volvo.

La apuesta de Renault, en tanto, se concentró en el modelo Kwid, que prontamente llegará a Buenos Aires desde la fábrica de Curitiba, Brasil, según detalló el presidente de la firma francesa para América Latina, Olivier Muguet.

Pablo di Si, presidente y CEO de Volkswagen, lanzó a su vez los nuevos modelos de Up, Golf, Tiguan, Amarok y otros vehículos importados.

La oferta de automotores del Salón incluyó además a las marcas Honda, Citroën, Mercedes Benz, Smart, Peugeot, Scania, Cheri, Audi y las marcas norteamericanas de FCA (Chrysler, Jeep y Dodge).

Comentarios
Cada comentario va ser revisado antes de ser aprobado.

Max

Min