Inundaciones: el Gobierno evalúa pedir nuevo endeudamiento para obras hídricas

jueves, 14 septiembre d 2017 a las 10:13 am.

LocalesProvincialesRegionales

Inundaciones: el Gobierno evalúa pedir nuevo endeudamiento para obras hídricas

Funcionarios del Gobierno bonaerense se reunieron hoy con legisladores de todas las fuerzas políticas y comenzaron a sondear la posibilidad de tomar nueva deuda para encarar obras de infraestructura hídrica para paliar las inundaciones que afectan a gran parte del territorio provincial.

La reunión fue convocada para informar a diputados y senadores sobre la complicada situación hídrica de la provincia y la marcha de las obras, pero no estuvo exenta de reproches cruzados y polémicas con legisladores de la oposición sobre la “politización” del drama de las inundaciones.

Pese a ello, uno de los datos salientes del encuentro fue la posibilidad, apenas deslizada por el Ejecutivo, de pedir nuevos permisos de endeudamiento para encarar obras estructurales en materia hídrica. Así se lo confirmaron a DIB varios de los presentes en el encuentro, que coincidieron en consignar que, pese a que no entraron en detalles, representantes del Gobierno bonaerense adelantaron la posibilidad de “tomar nueva deuda para continuar las obras”.

El pedido se da en la antesala de la discusión por el Presupuesto 2018, que se estima ingresará a la Legislatura tras las elecciones del 22 de octubre. Una de las obras en las que el Ejecutivo prestará especial atención es en el cuarto tramo del Plan Maestro del Río Salado, obra que por su magnitud requiere de financiamiento internacional. Sin embargo, los funcionarios no brindaron por el momento mayores detalles.

Cruces

De la reunión participaron el Jefe de Gabinete provincial, Federico Salvai, los ministros de Infraestructura, Roberto Gigante, de Agroindustria, Leonardo Sarquís, de Desarrollo Social, Santiago López Medrano, el subsecretario de Infraestructura Hidráulica, Rodrigo Silvosa y el administrador general de Vialidad provincial, Mariano Campos.

En la reunión los funcionarios les trazaron a los legisladores, todos del interior provincial, un panorama de la situación hídrica bonaerense, al tiempo que repasaron las obras en ejecución y por ejecutarse para paliar la crisis.

Aunque terminó con buen tono, el encuentro se inició con dures cruces por la “politización” del drama de las inundaciones. Quienes mantuvieron un duelo aparte fueron el ministro Sarquís y el senador peronista Patricio García, quienes discreparon acerca del estado del sistema hidráulico bonaerense al momento de la asunción como gobernadora de María Eugenia Vidal.

“Sarquís dijo que en 30 años no se había avanzado con obras, pero si hoy pueden anunciar el comienzo de la cuarta etapa del Plan Maestro del Río Salado es porque alguien antes hizo la 1, 2 y 3”, señaló García a DIB. El legislador aseguró, no obstante, que tras aclarar ese punto el encuentro continuó “con buen tono”.

También hubo quejas por parte de los representantes del Gobierno acerca de la ponderación de los daños causados por las inundaciones, sobre todo de aquellos provenientes de las entidades del campo, como Carbap.

Tras la reunión, el presidente de Diputados, Manuel Mosca, señaló que “es alentador que la clase política hoy se tome el tema de las inundaciones con mucha seriedad, aceptando el trabajo conjunto y no haciendo política electoral de la tragedia que viven muchos productores”.

Por su parte, el diputado Walter Abarca (FpV-PJ), afirmó que “hay que discutir el manejo de agua. Hay que tener un plan de manejo de agua. Se tienen que incorporan otros conceptos, además de la realización de obras. Hay que cambiar el eje de discusión. Seguimos sin discutir la cuestión de canales clandestinos”.

Durante el encuentro, el diputado Rodolfo Iriart presentó un proyecto para otorgarle el status de ley al Plan Maestro del Salado, paso considerado clave para obtener financiamiento.

Según su autor, la iniciativa que repartió entre los presentes a la reunión “delimita área de influencia, prioriza obras de acuerdo a la emergencia y posibilita incorporar obras conexas”. Además, faculta al Ejecutivo a expropiar terrenos para avanzar con las obras, y habilita la búsqueda de financiamiento nacional e internacional. Por último, deroga toda normativa preexistente y crea una nueva Comisión Asesora de la Cuenca Rio Salado que contiene a toda las entidades rurales y representantes del Ejecutivo y Legislativo.

Comentarios
Cada comentario va ser revisado antes de ser aprobado.

Max

Min