No existe título en el mundo que le haga sacar a Anahí López los pies de ese barrio al que siempre vuelve y en el que hoy le toca pasar, como a todos los argentinos, esa cuarentena que tiene por finalidad prevenir el riesgo de contagio ante la emergencia sanitaria que provocó la expansión del coronavirus.

Ahí se sigue entrenando, rodeada de su familia, y aprovecha también para descansar, distenderse, interactuar con sus miles de seguidores. Sin embargo, el encierro obligatorio no evitó que La Indiecita se permita mirar hacia afuera, escuchar el pedido de ayuda de quienes menos tienen, de los que hoy no pueden salir a laburar porque las circunstancias se lo impiden.

Y en la pelea que tantos están dando a diario contra el coronavirus, Anahí López volvió a mostrar que tiene alma de campeona. En familia, como siempre, se encargó de ir recolectando mercadería para acercársela a quienes más necesitan. Este jueves, tuvo lugar la entrega seguida del inmediato agradecimiento.

«Se nos ocurrió con mi hermana Cintia y mi cuñado Tato Zalazar, porque hubo mucha gente que por estos días me pidió si la podía ayudar con comida, con un paquete de fideos y cosas así. Gracias a Dios es algo que está a mi alcance, que podía hacer. Entonces buscamos la manera», le contó La Indiecita a Junín24.

Se prendió también su hermano, que quiso aportar dinero para poder comprar más mercadería, y su otra hermana, Romanella. Y se contagió su colega Fancisco La Cobra Olguín junto a su familia.

«En la situación que estamos pasando hay que ayudarnos entre todos. Tratamos de hacer todo lo que esté a nuestro alcance», concluyó la campeona mundial de peso mosca de la OMB.

2 COMENTARIOS

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.